Lengua mazagata

Publicado el 28 mayo 2010
Archivado en Carlos Roque Sánchez | 1 comentario

(Continuación) Digo esto porque me vienen a la memoria ciertas declaraciones realizadas por Sofía Mazagatos, personaje “rosa” algo devaluado, pero siempre “en el candelabro”.

Sucedió cuando, en el acto de presentación de uno de los últimos trabajos del autor peruano de “La ciudad y los perros”, fue preguntada por los pérfidos chicos de la prensa, acerca del escritor.

Ella vino a decir algo así como: “Sigo desde hace tiempo a Vargas Llosa aunque, por desgracia, aún no he leído ningún libro suyo”.

Usted, como yo, se preguntará: ¿Qué fatal desgracia le ha ocurrido a  MariSofi para, en sus treinta años de vida, no haber podido leer ni un solo libro del escritor? ¿Qué oculto y esotérico poder se lo habrá impedido?

Qué razón tiene el que, ante ciertas personas, se pregunta: “¿Qué leerán?”. O aquel otro que piensa que es más necesario estudiar a los hombres que a los libros.

Pero bueno, esto de la Mazagatos es anécdota y no sustancia, y por supuesto le puede pasar a cualquiera. A mí mismo, casino francais bonus sin ir más lejos.

Hace unos días me topé con un libro en el que llevo tiempo interesado (“lo sigo desde hace tiempo”, en lengua “mazagata”) y que aún no había adquirido.

Se trata de El despertar de Finnengan”, de James Joyce, y que ya he traído a este negro sobre blanco bloguero, por motivos científicos.

El mismo del que les confesé mi incapacidad para leerlo. Y del que reconocí que se trata de ese tipo de libro ante el que uno se pregunta: “¿Quién lo leerá?”.

Como verán nadie está libre. “Se me ponen las plumas de gallina”, Mazagatos dixit
.

Comentarios

Una respuesta para “Lengua mazagata”

  1. Son como las personas | vivirlaeducacion on mayo 28th, 2010 11:18

    […] Una coincidencia entre libro y lector que, bien pensado, no siempre ocurre. (Continuará) […]

No hay mas respuestas




Los enlaces en los comentarios pueden encontrarse libres de nofollow.