Maxim Gorki

Publicado el 12 julio 2010
Archivado en Carlos Roque Sánchez | 1 comentario

Era el avión más grande construido hasta entonces en el mundo. Todo un prodigio técnico para vuelos de larga distancia.

Con sus ocho motores, sesenta y tres metros de envergadura y cuarenta y dos toneladas de masa, podía transportar hasta ochenta personas. Sin duda era el buque insignia de la aviación soviética.

Por eso sobrevolaría el cielo de Moscú, el 18 de mayo de 1935, ante la prensa de medio mundo. Una muestra del orgullo patrio. Estas cosas funcionan así.

Y ese día, el avión despegó como estaba previsto con sus treinta y seis pasajeros y once tripulantes.

Todo marchaba bien hasta que, ante los ojos incrédulos y espantados del público asistente, ocurrió algo increíble. Un caza I-15 se estrelló, inexplicablemente, contra la aeronave.

El ‘Maxim Gorki’ se desniveló, perdió el morro, voló por inercia unos quince segundos y se estrelló. Murieron todos, incluido el piloto del caza.

¿Qué pasó?

Nadie lo sabe. Es un misterio aún sin aclarar.

Los hay que piensan en una desgraciada desgracia. Pero son pocos. Los más apuestan por un plan organizado.

De hecho, después del accidente, fue arrestado el constructor del avión. También fue detenido el jefe de la policía política.

Incluso el escritor Maxim Gorki (1868-1936) murió inesperadamente después del choque de “su avión”.

Un adelanto, quizás, de la ola de represión que la sociedad rusa sufriría en 1937.

Comentarios

Una respuesta para “Maxim Gorki”

  1. Antoine de Saint-Exupéry | vivirlaeducacion on julio 13th, 2010 8:38

    […] Con motivo de ello, las autoridades soviéticas le invitaron al vuelo inaugural del ‘Maxim Gorki’. […]

No hay mas respuestas




Los enlaces en los comentarios pueden encontrarse libres de nofollow.